Lunes, 25 de Septiembre del 2017
LOS TACONES DE OLIVIA

#VV ME GUSTA EL VINO!

admin 25 enero, 2013 GOURMET 30 comentarios
VVMEGUSTAELVINO

20130125-103016.jpg

Hay cosas que son para adultos. Sí, además de ésa en la que estáis pensando… Me refiero a otras. Ésas que cuando eres muy joven no te gustan y a las que acabas aficionándote de mayor. A mí me ha pasado, por ejemplo, con el deporte. Si me dicen cuando yo tenía 18 años que me iba a gustar salir a correr creería que el que me lo dice ha bebido. ¡Qué necesidad!, hubiera pensado.Sin embargo, será porque ahora sí tengo esa necesidad, me encanta ponerme música en el ipod y salir a correr.

Otra cosa que no me gustaba nada cuando era joven es el vino. Yo con mi cocacola era feliz y la tomaba hasta para acompañar un solomillo. Qué atrocidad. El vino es después del agua (esto lo diré para quedar bien) mi bebida preferida. No sólo por su sabor, sino por lo que significa. El vino, el buen vino, es mucho más que una bebida, es la mejor forma de disfrutar de los momentos, de los sabores, de una compañía, de una conversación, de una amistad, de una cita. Una forma, en definitiva, de disfrutar de la vida.

20130125-101450.jpg

No concibo salir a un restaurante a cenar sin beber vino y hay comidas en las que incluso estando en casa no perdono una copa de tinto para acompañarlas.

La carne roja, por ejemplo, y sobre todo el queso. El queso y el vino me parece una combinación insuperable y yo la disfruto al menos una vez a la semana para cenar. Os confieso que nunca me ha gustado demasiado el alcohol hasta que descubrí el vino y desde entonces cuando salgo a tomar copas es lo único que bebo. Hace años que no pruebo ningún licor y creo que así voy a seguir.

La persona que me descubrió el vino fue Chicho Ibáñez Serrador, al que debo muchas cosas y al que algún día dedicaré un post para contaros lo que significó para mí conocerle. Pero eso será otro día. Hoy os cuento que una noche cenando en su casa sacó de aperitivo un queso portugués y un vino magnífico.

20130125-101240.jpg

Al decirle que a mí el vino no me gustaba demasiado Chicho me miró con esa cara de “¡niña, anda que no te quedan cosas por aprender en la vida!”. No sé si sólo fue la cara o también me lo dijo de palabra, el caso es que no iba yo a contradecir a mi mentor con lo mucho que me imponía. Le hice caso y empecé a saborear aquel vino maravilloso y aquel queso.

20130125-101127.jpg

Tanto me gustó que a partir de ese momento poco a poco comencé a pedir vino hasta ahora, quince años después. Por supuesto Chicho tenía razón en eso de que me quedaban muchas cosas por aprender en la vida. Que el vino estaba muy bueno era una de ellas.

Ya sabéis que hoy en “Los tacones de Olivia” toca #VV (viernes vino), una sección en la que os recomendaré un vino que me guste o que me recuerde algún momento especial.

20130125-101624.jpg

Aclaro que no soy una experta ni nada que se le parezca, aunque creo que tengo buen paladar. Hoy os voy a recomendar Dominio del Cuco, un vino que me gusta y que descubrí en Kabuki, un restaurante japonés que hay en Madrid y al que voy de vez en cuando. Muy de vez en cuando para ser precisos porque es un restaurante extraordinario, pero no es precisamente barato.

En Madrid hay dos Kabuki, uno en la calle Velázquez y otro en la calle Presidente Carmona, muy cerca del Bernabeu. Yo siempre voy a este último.Este vino de Ribera me lo recomendó allí Chelo, la encargada, y me encantó. Fue una buena cena y el vino ayudó a que la noche acabara muy muy bien.

Os lo recomiendo para esta noche de viernes. ¡Va por vosotros!

Compartir

Acerca del autor

30 Comentarios

  1. Oscar 1 mayo, 2013 at 6:58 pm

    Tomo nota! yo también soy aficionado al vino… Me salvó la vida un sitio fantástico en Frankfurt donde importan vino español (de momento el único vino alemán que me ha convencido es un Riesling – Kloster Eberbach-, tipico vino blanco de la zona del Rin).
    Pero os voy a dejar los dos tintos que más he disfrutado durante mis casi dos años de expatriado:
    - Gavilán. Bodega Hermanos Pérez Pascuas(Ribera del Duero).
    - Viña Pedrosa, de la misma bodega… (espectacular)
    Sólo de escribirlos me apetece abrir una botella, pero me lo tengo prohibido hasta el jueves noche.
    Si los buscáis y los encontráis, espero que os gusten.

  2. oscar 16 marzo, 2013 at 7:36 pm

    Nuria, esta muy bien este apartado . Sólo queria dejarte la sujerencia de incluir los precios aproximados de cada vino para hacernos una idea. No precio de restaurante , precio de bodega o tienda

    Un saludo!

  3. Raquel 31 enero, 2013 at 10:55 pm

    Perdón!!!! No puedo dejar de leer tu blog. Me encanta.
    Bss

  4. Raquel 31 enero, 2013 at 10:53 pm

    No se si esto va para el #megusta #nomegusta o para este post.
    Lo cierto es que #meencanta llegar a casa después de trabajar, darme una ducha calentita y cenar con un buen vino.
    Hoy ha tocado una botella de Habla.
    Otros de mis favoritos son Camins, Pétalos, QS2, siempre sin olvidar el gran Pago de Carraovejas y Mauro

  5. Selma 27 enero, 2013 at 1:13 pm

    Hola Nuria, tengo 22 años, y la verdad que aun no me he aficionado al vino..pero se que no tardaré mucho en caer en ese vicio. Por ahora estoy aprendiendo. A mis padres les encanta, soy de León y aquí además de buenos vinos,quesos y embutidos en general se disfruta de las tapas en los bares, es decir, salir a tomar unos vinos. Pues bien, a lo que iba, mis padres tienen un matrimonio amigo de enólogos, y cuando voy con ellos,escucho y aprendo. Solo tengo una ”queja” por asi decirlo, en realidad es tan solo un consejo sobre tu blog #VV jeje, la foto en la que sales cogiendo una copa, te he pillado!!! jeje la copa nunca se coge por arriba,por el caliz, siempre se coge por el tallo, eso denota mucho si alquien entiende algo de vinos, es para no calentarlo :) un saludo!seguire por aquí, me gusta como cuentas las cosas

  6. Mercedes 26 enero, 2013 at 4:10 pm

    Por cierto, si tienes ocasión prueba Briego de Ribera de Duero.

  7. Mercedes 26 enero, 2013 at 4:08 pm

    La bisabuela de mis hijos, de un pueblo de Segovia al lado de Peñafiel, tiene 101 años y nunca la he visto beber agua siempre vino, con moderación, pero sin su vaso de vino no come, y esta como una rosa. Yo creo que es por el vino.

  8. Dolo 26 enero, 2013 at 10:47 am

    Totalmente de acuerdo contigo Nuria, a mi también me encanta el vino y, eso ha llegado con edad, me encanta los #VV iré tomando nota para ir probándolos si no los conozco….Si me lo permites también me gustaría recomendarte uno de nuestra tierra, Valenciano, los de la bodega NODUS, hay una gran variedad, todos buenos, a mi me encanta el NODUS MERLOT DELIRIUM.

    Besos guapa

  9. Natalia sarda 26 enero, 2013 at 9:04 am

    Nuria te recomiemdo CELESTE ( ribera duero) y San Roman ( toro)

  10. mariajo 25 enero, 2013 at 11:23 pm

    no pensaba que detras de la imagen ke proyectas hubiera una chica tan interesante, aunque si estas con un critico taurino,seguro que sabes apreciar las cosas buenas ke tiene la vida, como los toros, el buen vino y la buen literatura.has sido toda una sorpresa. sigue escribiendo.

  11. Egaralb 25 enero, 2013 at 8:00 pm

    Prueba “la planta” de Arzuaga. El mejor relación calidad precio que he encontrado

  12. Dolo 25 enero, 2013 at 7:44 pm

    Totalmente de acuerdo contigo Nuria, a mi también me encanta el vino y, eso ha llegado con edad, me encanta los #VV iré tomando nota para ir probándolos si no los conozco….Si me lo permites también me gustaría recomendarte uno de nuestra tierra, Valenciano, los de la bodega NODUS, hay una gran variedad, todos buenos, a mi me encanta el NODUS MERLOT DELIRIUM.

    Besos guapa

  13. M. Nieves García 25 enero, 2013 at 4:56 pm

    Me encanta… me encanta la gente a la que le gusta el vino….. y sobre todo me encanta la gente que sabe apreciar cuando se trata de uno bueno de verdad, porque todos tenemos a alguien cercano que se las da de entendido y luego acaba mezclandolo todo con gaseosa…..pfffff…. en fin yo a mis 43 todavia no he descubierto ese “gusanillo” del rollo #viernesvino sigo con lo de “Con cocacola me acuesto, con cocacola me levanto, con la María y el Espiritu Santo”….pero prometo seguir intentandolo. Muy bien por el blog y sobre todo muy bien por los “tacones de Olivia”. Mi hija aprendio a andar con unos como esos….. #taconesforeveralways.

    Saludos desde Valencia

  14. Ruth 25 enero, 2013 at 3:49 pm

    Como me gusta irme a correr con mi MP3 (yo el ipod, todavia no…me da no se que)por las calles nevadas…y el VINO CON QUESO!!

    Este post me ha traido tantisimos recuerdos que me has hecho reir despues de un turno un poco durillo…a mi el vino me ha gustado siempre, cuando era universitaria, me gustaba con cocacola (calimotxo), luego con el tiempo y las resacas, fui aprendiendo que al vino, si no se le echa nada, casi que mejor…pase por noches de amigas, peli, queso, crackers y vino; noches de pareja y vino; ahora noches de Dios! ya estan los ninios en la cama? voy abriendo el vino, tu cortas el queso y vemos una peli…asi que tengo que decir, que sin ser experta ni nada (sigo bebiendome vinos malisimos ;p)A MI EL VINO ME ENCANTA!!

    Gracias Nuria por hacerme sonreir y pensar que esta noche habra vino, pero no queso…

  15. Sergio 25 enero, 2013 at 12:02 pm

    ¡Me conquistas día a día, Nuria! Perdona que te tutee de esta manera, pero después de tiempo siguiendo tus letras, tus líneas…no puedo hacerlo de otra manera. Hasta ahora iba echando vistazos a tu blog, a tu twitter, pero hoy me has terminado de enganchar. Sigue así (por favor).

  16. Rosanna 25 enero, 2013 at 11:48 am

    Aleshores eres del Club de Las Bocas Negras?? O a tú no et passa quan beus vi?? ;)
    Enhorabona pel blog!!

  17. Angel 25 enero, 2013 at 11:35 am

    Reconozco que conforme mas te leo mas me asombras,a pesar de no ver claro como es la mujer que parece nada se esconde detras de sus escritos.Me engancha tu forma sencilla y simpatica de escribir.Enhorabuena!!

  18. Izas 25 enero, 2013 at 11:08 am

    Pues la verdad es que me das mucha envidia. Yo llevo 20 años intentando que me guste, mi padre es bastante entendido y creo que me pierdo algo grande cuando veo a mi familia o amigos disfrutar de una comida con un buen vino. PERO NO PUEDO sobre todo el tinto, no me pasa. Algun blanco rico tipo albariño o txakoli o penedes con pescado si lo disfruto pero poco mas. Al leer tu magnifico post he podido saborear ese queso pero maldita sea… el tinto no. Y rabio por ello

  19. IsaP 25 enero, 2013 at 10:54 am

    Que identificada me siento!!! :)
    Hace unos años no podía ni con el olor a vino… y ahora me pregunto
    ¿cómo podía acompañar una buena “tablita” de quesos con agua? Qué desastre!!
    Qué bueno ir descubriendo y aprendiendo con los años ;)
    Besos enormes Núria y felicidades por este increíble blog

  20. Miguel Angel 25 enero, 2013 at 10:53 am

    A mi me paso lo mismo, pero con la cerveza… no me gustaba nada, la probaba y casi bomito, pero un buen dia todo cambio y desde entonces bebo cerveza, eso si cuando toca, que el vino tambien me gusta pero cuando toca…jejejeje.
    Por cierto desde hoy me declaro FAN de tu blog…grande nuria…

    Saludos desde Mallorca.

  21. Dani 25 enero, 2013 at 10:53 am

    El vino es lo más. Hay de todo tipo y para todos los paladares. Es genial ir probando diferentes tipos y sentir que el bodeguero que los creó, pensaba precisamente en ti. Quería que te hiciese sentir bien. El vino es de esas pocas cosas que quedan con ese toque artesanal. Es muy de tú a tú.

    Hablas de queso y vino. Puede que ya lo sepas, o no, pero en cualquier caso, ¿sabes de dónde viene la expresión “te la dan con queso”?

    Antiguamente, los bodegueros iban de pueblo en pueblo vendiendo su vino (habitualmente algo malillo) y siempre llevaban queso. Antes de vender sus caldos a los taberneros locales les convencían de tomar un poquito de queso para que el vino no “cayese en vacío”, ya sabes…unas tapitas…

    Ésto lo hacían porque ellos también sabían que el queso combina perfectamente con el vino y, es más, camufla todo tipo de defectos del éste, así que conseguían colocar sus vinos con mayor facilidad. De ahí, “te la dan con queso”.

    TU BLOG ES GENIAL!!

  22. Maria 25 enero, 2013 at 10:31 am

    Totalmente identificada con aquello de aborrecer el vino y acompañar, en mi caso con agua, hasta al mejor chuletón!! no sé si atrocidad es si quiera la palabra!. Hasta que visité una bodega riojana y entonces mi gusto cambió totalmente… y cosas de la vida, ahora estoy embarazada y echo de menos una copita de vez en cuando en una buena cena. ¡¡Quién me lo iba a decir a mi, que no pongo alcohol ni en las heridas!! Pero el buen vinito…En fin…supongo que son cosas de la edad, de esas “que anda que no quedan por aprender en la vida”…cuando nazca mi pequeño haré un buen brindis a su salud!! Enhorabuena por el blog!!

  23. Yolanda 25 enero, 2013 at 10:19 am

    Hola Nuria!!
    Gracias por convertir tu blog en uno de mis nuevos pequeños placeres de cada día.
    Respecto al tema de correr, nos podías dar algunos consejos para empezar? Hay ganas pero la oxidación va a hacer q no aguante ni medio segundo. Igual podrías contarnos el entrenamiento con el q empezaste.
    Muchas gracias y enhorabuena por todos tus libros y por todo lo q transmites!!!

  24. Carla 25 enero, 2013 at 10:17 am

    Como veo que te gusta el buen vino, te recomiendo uno de mi tierra. LES TERRASSES, un Priorat. Su maridaje: guisos y carnes rojas.
    Buen fin de semana

  25. Carmen 25 enero, 2013 at 10:16 am

    Supongo que a mi, con casi 38 años, no me ha llegado el momento de que me guste el vino…y lo he intentado, por activa y por pasiva, pero no logro acostumbrarme a ese sabor que queda como amargo…..y de veras que me encantaría que me gustara el vino…pero es superior a mis fuerzas…..no puedo ni con un Vega Sicilia de la mejor cosecha, ni con el de peor fama, Don Simon…y que conste que me considero de buen comer, me encanta una buena carne roja, un buen jamón (soy Salmantina)o un buen queso curado…pero con AGUA FRIA!!!!que le vamos a hacer….eso si, mi marido y yo somos el equipo perfecto, cuando salimos a cenar, EL BEBE Y YO CONDUZCO!!! No hay mal que por bien no venga…jajaja Besos y SALUD!!!

  26. Yoli 25 enero, 2013 at 10:09 am

    No puedo estar más de acuerdo contigo. En mi caso, me aficioné al vino por mi marido y en casa nunca falta. Llegar a casa, dejar los bártulos, ponerse el mandil para preparar la cena mientras comentamos el día, un poco me música y una copa de vino, es un ritual.
    Pero como buena asturiana hay otra bebida que no perdono, la sidra. En este caso lo mejor es disfrutarla con amigos y en los típicos “chigres” asturianos.
    Y reconozco que tampoco le hago ascos a un buen gin-tonic en buena compañía.
    Después de esto , alguien se creerá que me gusta el agua????
    Enhorabuena por tu blog. Me parece de lo mejorcito que he visto y muy completo y variado.
    Besos

  27. Ana 25 enero, 2013 at 10:02 am

    A parte de compartir el gusto por tus libros compartimos el gusto por el vino !! me encantaría que sigas recomendando nuevos, este no lo conocia, es Ribera ?? sabes donde se vende ?? pero si te gusta Pago de Carrobejas…. si tines buen gusto !! un abrazo

  28. Leticia 25 enero, 2013 at 9:52 am

    Tomo nota! Como buena manchega, me encanta el vino!

  29. RAQUEL 25 enero, 2013 at 9:51 am

    Yo antes tampoco era de vino, pero ahora, a mis 34 añazos, no hay nada que me guste más que llegar a casa depués de trabajar y tomarme una copita de vino con mi marido mientras nos contamos qué tal fue nuestro día ;)

  30. sonia 25 enero, 2013 at 9:38 am

    Simplemente…ME ENCANTA¡¡¡ A mi me pasa igual, desde que lo probé ya no hay otra cosa mejor que una cenita y un buen vino en buena compañía.
    Me chifla tu blog, es genial.
    Un besote.

Deja tu comentario