Jueves, 29 de Junio del 2017
LOS TACONES DE OLIVIA

EL EDITORIAL: “Si Berlanga levantara la cabeza…”

Nuria Roca Granell 10 abril, 2014 NURIA ROCA 3 comentarios

20140410-053612.jpg

Soy valenciana. Nací en Montcada y me crié entre Valencia capital y Naquera, un pueblo de la montaña. Uno no es responsable de nacer donde nace, eso es simplemente cuestión de azar. Eso sí, luego uno puede estar orgulloso de ese sitio en el que nació y sentirse de ese lugar durante toda su vida, viva donde viva… Pues bien, yo nací en Valencia, estoy orgullosa de ser valenciana, allí están mis orígenes, mi familia y cada vez que puedo me escapo. Allí estoy a gusto y siempre será mi lugar de referencia…
Sin embargo, en mi tierra pasan cosas que no pasan en ninguna otra parte y no precisamente buenas… En la última década ha habido tantos casos de corrupción, de despropósitos, de despilfarros absurdos, de excesos ridículos, yo qué sé de cuantas cosas más!!! Así que vamos con la última sucedida ayer mismoy que es tan esperpentica que si alguien escribe el argumento de lo que sucedió ayer le sale el guión de una gran comedia del absurdo: el expresidente del Valencia club de fútbol Juan Soler ha sido detenido por intento de secuestro al también expresidente del club Vicente Soriano. En fin, faltan las palabras para definir semejante esperpento. Al parecer el segundo le debía dinero al primero y éste decidió secuestrarle para recuperarlo…
El problema no es que este señor Soler sea un delincuente, sino cómo una sociedad como la valenciana puede cometer tantos errores instalando en lugares de privilegio a tantos impresentables. El tal Juan Soler, constructor rico de profesión, fue el que impulsó la construcción del nuevo campo del Valencia, que años después sigue siendo un esqueleto de hormigón abandonadoen mitad de la ciudad, como ese circuito de Fórmula 1 que ahora es un desierto, como su televisión autonómica cerrada desde hace meses: Pelotazos inmobiliarios, futbolísticos, visitas papales, corrupción, imputados e impresentables instalados en lo más florido de la sociedad valenciana. Esa es mi tierra a la que tanto quiero. Cuando pasan estas cosas me acuerdo de un valenciano genial, Luis García Berlanga, que si levantase la cabeza pensaría que su imaginación era una pequeñez ante semejante despropósito.

Compartir

Acerca del autor

3 Comentarios

  1. Ana 17 mayo, 2014 at 5:01 pm

    Hay corrupción en toda España, en toda! Soy de Valencia y me hace gracia cuando me hablan de la corrupción aquí…qué risa…pero si no hay comunidad que se libre de políticos corruptos! Y Valencia no es menos…pero claro ahí se te ve el plumero en cuanto a ideología política…que para mi hoy en día..son absurdas todas, la verdad. Unas y otras. Pero el odio sigue vigente por lo que veo.

  2. Pilar 10 abril, 2014 at 7:13 pm

    Hola Nuria.
    Yo soy de Madrid pero no me duele reconocer que Valencia es maravillosa. Lo de la corrupción en este país ha sido tan vergonzoso que nos sitúa a la altura de otras repúblicas bananeras de latinoamérica en las que impera el caos más absoluto.
    Pero espérate que ahora llega la Semana Santa y nos van a deleitar con el desfile de corruptos en primera fila en la procesión, puestos de mantilla y todo (algunas) y alguno no porque no le dejan, que si no también se la pondría. Ellos que son los abanderados de los “valores” y de los “principios” porque claro, rezamos un poco que Dios es muy misericordioso y lo perdona todo. Y mañana será otro día y si nos preguntan decimos como Camps: -”naaaada, si son 3 trajes”.
    Gracias Nuria y un beso.

  3. Marinita Rossi 10 abril, 2014 at 8:41 am

    Lo de algunas personas es de vergüenza ajena y tristeza a la vez… me parece tremendo lo que ha intentado hacer este señor y lo de Valencia…también, podemos juntar Alicante que es mi tierra…que también hemos tenido y tenemos corrupción…pero como son todos amiguitos no pasa nada.

    Un saludo Nuri!

Deja tu comentario