Martes, 12 de Diciembre del 2017
LOS TACONES DE OLIVIA

EL EDITORIAL: “Y nadie hizo nada”

admin 6 mayo, 2015 NURIA ROCA 2 comentarios

  

 El lunes murió un niño apuñalado. Ya lo sabéis, pues lo hemos contado estos días los medios de comunicación con una buena dosis de estupefacción, dolor y, como no, un poco de morbo. 

Un niño de diez años muerto, víctima de un asesino, el único culpable, pero con más de un responsable… No me siento capaz de juzgar a nadie sobre lo que hace, cómo vive o con quién vive… Pero cuando hay un niño de por medio, ya no se puede ser del todo libre, ni siquiera para equivocarse… 

Ese niño estaba siendo maltratado por su asesino. 

El niño lo había contado, lo sabían algunos vecinos y lo sabía la madre. Y nadie hizo nada. La madre, según cuentan los vecinos, pidió a los dueños del bar de abajo que si su pareja no dejaba entrar en casa a su hijo, le dejarán estar en el bar… 

Era frecuente que le pegase, era frecuente que no le dejará estar en casa. 

Y nadie hizo nada. 

Nadie denunció y ahora El Niño, ese niño está muerto… 

Sí, ya sé, que en esta historia sólo hay un asesino, que sólo hay un culpable, ese malnacido que apuñaló al niño… pero si siempre hay que denunciar cuando se trata de una mujer maltratada no hacerlo cuando hay un niño de por medio es imperdonable… Hay en esta historia tantos antecedentes que nos indignan aún más, el reflejo de un submundo en el que acaba pagando el más inocente… 

El asesino tenía antecedentes por malostratos a otras cuatro mujeres y la madre del niño asesinado había sido maltratada por sus dos últimas parejas… 

Lo dije antes y me repito: una mujer que tiene tres parejas y las tres la maltratan es una desgarradora reiteración que no puedo comprender… Y menos con un hijo. 

Compartir

Acerca del autor

2 Comentarios

  1. guillermo grandal alonso 6 mayo, 2015 at 10:14 pm

    esto es nuria espantoso matar a un niño , yo creo que por ahí había asunto de dinero , deberían cambiar la ley del divorcio, los niños y la gente imitan mucho los malos ejemplos que dan los canallas de los directores de televisiones, y los políticos , junto a una serie de factores que se suman, como es la época que vivimos de ausencia de valores humanos, yo tengo 56 años cuando era niño no se veian estas barbaridades
    un beso chiquilla

  2. Cristina 6 mayo, 2015 at 9:11 pm

    Desde luego historias como estas superan toda comprensión humana racional.
    No hay corazón que pueda descansar tras esta desgracia. Este ángel queda en el consuelo que finalmente descansará de esta vida desgraciada que unos delincuentes, por decir algo suave, le dieron. Quede claro que ante la desatención, maltrato a un menor cualquier adulto se convierte en cómplice de lo que le ocurra.

Deja tu comentario